lunes, 22 de diciembre de 2014

Fatayer espinacas y acelgas (empanadillas árabes veganas) فطائر سبانخ و سلق

Hoy quiero compartir con vosotros un descubrimiento realmente asombroso... ¿¿¿quién diría que unas empanadillas simplemente rellenas de espinacas y otras de acelgas pueden estar tan ricas????
fatayer-espinacas-y-acelgas
La verdad que no soy muy amante de las espinacas ni de las acelgas así que si sois como yo, os aseguro que vais a cambiar de opinión porque estas empanadillas resultan un bocado exquisito.... perfectos para entrantes o aperitivos. Yo de verdad que no podía parar de comer... una tras otra jejeje..

fatayer-espinacas-y-acelgas
Estas empanadillas ( o fatayer) son muy famosas en todo oriente medio y a mí por supuesto me las enseño mi amiga Mai en una mañana en mi cocina.... lo paso super bien contigo Mai. ¡¡¡Gracias de corazón!!!
Así que os dejo con la receta. Se trata de una masa básica parecida a la masa del pan que rellenaremos de dos maneras: unas de acelgas y otras de espinacas. Usaremos también el "sumac": una especia muy utilizada en la comida de oriente medio; se obtiene de la planta zumaque, arbusto oriundo del oriente medio que llega al metro y medio con bayas rojas. Estas bayas maduran al final de verano, y una vez secas se muelen para conseguir un polvo rojizo de aspecto similar a una sal en pequeñas escamas. Tiene un sabor ácido parecido al limón así que si no podéis conseguir esta especia podéis sustituirla con zumo de limón ... no es lo mismo pero bueno para salir del paso, no está mal.
Por cierto el sumac es ideal para espolvorear sobre pescados, carnes, arroces...
fatayer-espinacas-y-acelgas
Ingredientes:
Para la masa:
500-550 g de harina de trigo de uso común
Una cucharadita de azúcar
Una cucharadita rasa de sal
Una pizca de levadura fresca
Una cucharada de aceite de oliva
Agua tibia en cantidad suficiente para conseguir una masa
Para el relleno de espinacas:
Una bolsa de espinacas frescas lavadas
Una cebolla mediana picada finamente
Sal
Una cucharadita de pimentón
Una cucharada de sumac (ver explicaciones en la introducción)
3 cucharadas de aceite de oliva
Relleno de acelgas:
Una bolsa de acelgas frescas lavadas
Una cebolla mediana picada finamente
Sal
Una pizca de pimentón
Una cucharadita de hrissa (salsa picante hecha a base de pimientos, se usa mucha en la cocina marroquí)
Preparación:
La masa:
1. En un cuenco pequeño, ponemos la levadura fresca junto con el azúcar y  echamos un poco de agua tibia para disolver la levadura. Removemos bien y dejamos reposar unos minutos.
2. En un bol grande o en una amasadora, ponemos la harina junto con la sal. Añadimos la levadura disuelta y el aceite de oliva. Mezclamos un poco.
3. Vamos añadiendo el agua tibia poco a poco y amasamos varios minutos hasta obtener una bola de masa.
4. Tapamos la masa y la dejamos reposar en un lugar cálida durante 30 hasta 45 min. Mientras tanto vamos preparando el relleno.
Relleno de espinacas:
1. Cortamos la cebolla bien finita y la ponemos en un bol grande.

2. Cortamos las espinacas frescas finitas y las añadimos a la cebolla (utilizamos las espinacas así tal cual sin cocer previamente).
3. Añadimos la sal y frotamos muy bien las espinacas entre las manos.
4. Añadimos la cucharada de sumac y la cucharadita de pimentón y mezclamos.
5. Añadimos el aceite de oliva y terminamos de mezclar. Ponemos las espinacas en un colador y las dejamos escurrir un rato. Mientras tanto vamos preparando el relleno de acelgas.
Relleno de acelgas:
1. Sofreímos la cebolla cortada finamente en una sartén con aceite de oliva.
2. Cortamos las acelgas en trozos grandes y calentamos agua en una olla grande dónde escaldaremos las acelgas.
3. Cuanto el agua esté bien caliente, ponemos las acelgas y las dejamos hervir pocos minutos. Colamos y las dejamos escurrir. Luego las escurrimos bien entre las manos así:

4. Los añadimos a la cebolla ya pochadita y las dejamos unos minutos al fuego. Añadimos una pizca de sal, pimentón y la hrissa.
Dejamos enfriar esta mezcla.
Formar las empanadillas o fatayer:
1. Cogemos nuestra masa, le damos unos golpes para quitarle el aire y luego formamos varias bolas. Se quedarán así:
2. En una superficie bien enharinada, extendemos cada bolita primero con las manos y luego con la ayuda de un rodillo. Luego, ponemos una cucharada de relleno en el centro (relleno de acelgas o espinacas).
3. Formamos las empanadillas de la siguiente manera:
Se pueden doblar también de otra manera:
4. Las ponemos en una bandeja forrada con papel de horno. Se hornean en un horno precalentado a 250ºC con calor sólo en la parte de abajo y también colocamos la bandeja de horno en la parte más inferior del horno. Se hornean unos minutos y luego encendemos el calor por arriba y dejamos unos minutos más hasta que queden las empanadillas ligeramente doradas.

Delicioso descubrimiento, ¡¡no dudéis en probar estas riquísimas empanadillas!!










No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡ Mil gracias por tomarte la molestia en dejar un comentario ! no te imaginas la ilusión que me hace.